Barbie tiene competencia: han nacido las niñas barbie

De un tiempo a esta parte una nueva moda recorre por Internet: niñas menores de edad que juegan a convertirse en verdaderas niñas Barbies humanas.

KotaKoti

Identificarlas es fácil, tan solo hay que fijarse en sus vestimentas aniñadas, su excesivo maquillaje, extensiones, lentillas para los ojos y una autentica transformación que hasta podría llegar a ser peligroso.

A este “boom” le precede una niña llamada Dakota Rose (conocida a través de las redes sociales como KotaKoti y que podéis ver en la foto de arriba). Poco se sabe de verdad sobre esta chica (se llegó incluso a dudar de que fuera real) que se dedica a subir vídeos enseñando a sus miles de fans como convertirse en una  niña Barbie, llegando incluso a usar lentillas para hacer sus ojos más grandes llamadas Circle Lens (las cuales son muy populares en Asia).

Tras ella, han venido otras chicas que miran seguir sus pasos y enseñar a otras como convertirse en muñequitas y, lo que parecía en un principio algo inofensivo, ha llegado a convertirse en un juego peligroso.

Un ejemplo muy claro fue el escándalo que protagonizó hace unos meses la revista Vogue de edición francesa cuya portada estaba protagonizada por niñas de 10 años vestidas y maquilladas como mujeres adultas y en poses sugerentes.

 

Esto llevó a que la senadora de Francia Chantal Jouanno enviara un comunicado para alertar del peligro de esta actividad y, de algún modo, frenar que niñas menores de edad acaben trabajando en entornos inadecuados y que se extienda una imagen de “golosinas sexuales”, no sólo en Internet sino también en las industrias de la moda y la televisión.

Pero, ¿Qué se esconde detrás de este boom?

Televisión, moda, Internet…son canales que se están haciendo eco del boom de las niñas barbie y aprovechándose de sus beneficios pero, detrás de todo eso, se esconden unas madres que pretenden convertir a sus hijas en verdaderos encantos para ganar fama y dinero y, en su empeño, no dudan en llevar a sus hijas de certámenes en certámenes, concursos de moda, realities y, como es el caso de Sarah Burge, llegar a regalar a su hija de 7 años una liposucción y hasta un aumento de pecho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Últimos Tweets

A %d blogueros les gusta esto: